¿Puede la inteligencia artificial frenar el cambio climático?

El término Inteligencia Artificial fue acuñado en 1956 por Jonh McCarthy durante la conferencia de Dartmouth, dónde esta disciplina tuvo su origen y que podemos definir a grandes rasgos como la simulación de procesos de inteligencia humana por parte de las máquinas, estos procesos incluyen obligatoriamente:

  • Aprendizaje: mediante la adquisición de información y reglas para el uso de la información
  • Razonamiento: usando las reglas para llegar a conclusiones aproximadas o definitivas
  • Autocorrección: aplicando las dos premisas anteriores, va corrigiendo sus propios parámetros.

Esta tecnología ha ido evolucionando hasta convertirse en la actualidad en una de las tecnologías en las que hay puestas más expectativas, ya que se puede aplicar a infinidad de situaciones.

A continuación, os contamos brevemente aplicaciones reales que se están llevando a cabo para aspectos de gran preocupación para la ciudadanía.

  • Terrorismo: El terrorismo se ha convertido en los últimos años en una de las principales preocupaciones tanto para los ciudadanos como para los gobiernos de todo el mundo. En este ámbito empresas tecnológicas como Palantir trabajan con organizaciones como la CIA, NSA o el FBI ayudándoles con su software de Inteligencia Artificial a descubrir actividades sospechosas mediante la creación de vínculos entre números de teléfono, movimientos de tarjetas, direcciones postales, busquedas en RRSS…..
  • Cambio Climático: Otra de las grandes preocupaciones mundiales en esta década. En este ámbito se están desarrollando diversos programas de estudio para determinar tanto las posibles causas como soluciones. Pero hay una que a nuestra opinión destaca sobremanera y es la Geoingeniería y que podría definirse como la “manipulación intencional a gran escala del clima planetario para contrarrestar el calentamiento global”, Aquí la Inteligencia Artificial tendrá un papel crucial, ya que gracias a ella podrán realizarse multitud de simulaciones que muestren las consecuencias que puede tener que se realicen intervenciones concretas para modificar el clima en busca de revertir los efectos del cambio climático.

Lo que parece claro, es que la Inteligencia Artificial en las manos adecuadas será fundamental en la toma de decisiones en el futuro

Fuente: Futurizable

 

Deja tu comentario