El branding hace referencia a la gestión inteligente, estratégica y creativa de la identidad de una marca. Hacer branding no es sencillo, marcar la diferencia con los demás competidores cuando todos parecen estar haciendo lo mismo es muy complicado, sobre todo si hablamos de pequeñas y medianas empresas.

Hay que tener en cuenta cuales son los pilares fundamentales en los que basarse para crear y perfeccionar una buena imagen de marca.

 

 

Propósito:

¿Cuál es la razón por la que tu marca existe? Es decir, ¿porque es necesaria tu marca? ¿Qué es lo que hace conectar al consumidor con ella? Tu marca tiene que ofrecer una solución a algo que el consumidor necesite, tiene que ser la mejor solución del mercado para esa necesidad.

Visión:

Cuando creas tu marca no solo tienes que saber dónde está tu marca ahora mismo, sino también dónde quieres que este en el futuro. Hay que controlar desde el primer momento cuál es el camino a seguir para poder establecer una estrategia de negocio, y de esta manera lograr que lo que se está haciendo ahora sea una progresión hacia lo que se hará después.

Misión:

Es lo que se espera conseguir partiendo de donde se encuentra la marca, algo así como auto marcarse metas, esto será fundamental a la hora de construir la imagen de marca que se transmitirá al mundo.

Valores:

Para crear una identidad o marca es fundamental tener claros cuáles son los valores que tu marca quiere transmitir o apoyar.

En la actualidad los consumidores se sienten atraídos hacia marcas y empresas con valores que comparten, por lo que es muy importante que tengas claros cuáles son los valores que quieres transmitir y como hacerlo.

Posición:

¿Qué posición ocupa la marca frente a sus competidores? ¿y frente a  la audencia? Esto marcará como la compañía se relacionará con todos ellos, es decir, como se construye la imagen de marca. Hay marcas que buscan cercanía con el consumidor, mientras que otras buscan más distancia, transmitiendo por ejemplo una imagen de experto.

Personalidad:

La personalidad de la marca es lo que la hace diferente y lo que logrará que los consumidores se sientan en sintonía con ella. Es por esto que tienen que ser un reflejo de lo que su target es y lo quiere llegar a ser

Mensaje central

Una vez que se han definido todos los puntos anteriores, la compañía tiene que crear un mensaje central que sea el eje principal de comunicación de marca y que funcione como carta de presentación de la misma.. Este mensaje tiene que estar en todas partes y ser muy claro, para que todo el mundo dentro de la compañía pueda memorizarlo, entenderlo y compartirlo de forma rápida y clara.

Libro de estilo:

Es el manual en el que todos los elementos de la identidad de marca confluyen y al que se puede acudir para comprender todos y cada uno de los elementos que va a necesitar la compañía y sus trabajadores a la hora de comunicar

   Expresión:

¿Cómo se habla de tu marca?  Este es el punto más difícil de controlar, las compañías han de trabajar duramente para crear herramientas que ayuden a posicionar el mensaje que desean que se haga público

Fuente: Puro marketing